Anton, su amigo y la Revolución Rusa

  • Media
  • Rating

Movie Details

Título original
Антон і червона химера
Director
Zaza Urushadze
Géneros
Drama
Sinopsis
Historia inspirada en hechos reales de dos niños, uno cristiano y otro judío, cuya amistad logra sobrevivir por encima de los prejuicios, el odio y el paso del tiempo. Unos niños a los que les tocó vivir los convulsos acontecimientos de la Revolución Rusa y las atrocidades de la Primera Guerra Mundial.
País
 Georgia,   Canada,   Lithuania,   United States of America,   Ukraine
Duración
Estreno
12 febrero 2021
Certificación oficial
Reparto
Natalia Ryumina, Juozas Budraitis, Regimantas Adomaitis, Vaiva Mainelytė, Simson Bubbel, Sergey Denga, Sebastian Aton, Oleh Symonenko, Nikita Shlanchak, Volodymyr Levytskyi, Anastasiia Chudna, Tetiana Grachik, Georgii Vechkanov, Pavlo Strakhnytskyi, Mykyta Dziad, Bogdan Parshakov

Crítica

Público recomendado: +13

Se estrena en España la última película -póstuma- del director Zaza Urushadze, natural de Georgia, que conoció el éxito con su película Mandarinas (Tangerines, 2013), nominada a los Oscar a la Mejor película de habla no inglesa y a los Globos de Oro en el 2015.  La película es del año 2019 y fue el último trabajo del director, pues a finales del mismo 2019 Urushadze, con apenas 54 años, murió de un ataque al corazón, siendo Anton, su amigo y la revolución rusa su prematura despedida con una gran carrera a sus espaldas y un futuro más que prometedor.

Basada en una historia real, recogida en la novela de Dale Eisler, Anton: un niño, su amigo y la Revolución Rusa, la película cuenta la gran amistad de dos niños, Anton y Jacob, uno cristiano y otro judío, en un pequeño pueblo de Ucrania, cerca del Mar Negro, a partir de 1918. La lealtad y ternura de la amistad infantil se despliega en un contexto histórico atestado de odio, venganza y crueldad, propios de la Revolución Rusa y la Primera Guerra Mundial.

Con una estética elegante y unos planos rodados con esmero, quizás algunos con excesiva corrección, la película es una sucesión de cuadros costumbristas llenos de belleza y de personajes más que interesantes. Esa excesiva corrección formal, junto a una interpretación extraordinaria, pero algo teatral, afecta un poco al ritmo de la película, en la que se echa uno poco de menos la acción propia de una historia de guerras y revoluciones.

Desde el comienzo el director, junto a los niños protagonistas, elevan la mirada en busca del misterio y la magia que encierra el cielo, un cielo admirable cargado de sugerentes formas y testigo de atroces e irracionales acontecimientos humanos al que muchos de los personajes contemplan en busca de alguna explicación y consuelo que alivie un poco los terribles acontecimientos que les toca vivir.

La contradicción de la venganza y la bondad también forman parte de la historia, con dos episodios muy interesantes que invitan a la reflexión protagonizados por el sacerdote, tío de Antón, los dos niños y Trotsky, líder de la Revolución Rusa.

Una película visual, de estética cuidada, llena de personajes sugerentes, dura, sin ser descarnada, donde se enfrentan el amor, la amistad, el odio, la muerte, la crueldad, el dolor, la fe, lo irreverente, ideas tradicionales y revolucionarias, que en medio de toda esa locura pone el foco en el valor y significado de una verdadera amistad.

Tráiler

Comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad