La bruja

El mal toma muchas formas.

  • Rating

Movie Details

Título original
The Witch
Director
Robert Eggers
Géneros
Misterio, Terror
Sinopsis
Nueva Inglaterra en el año 1630. Una familia de colonos cristiana, formada por un matrimonio y sus cinco hijos, vive cerca de un bosque que, según las creencias populares, está controlado por un mal sobrenatural. Cuando su hijo recién nacido desaparece y los cultivos no crecen, los miembros de la familia se rebelan los unos contra los otros. Más allá de sus peores temores, un mal sobrenatural les acecha en el bosque cercano.
País
 Reino Unido,   United States of America
Duración
1 h 33 min
Estreno
19 febrero 2016
Certificación oficial
16
Reparto
Anya Taylor-Joy, Ralph Ineson, Kate Dickie, Harvey Scrimshaw, Ellie Grainger, Lucas Dawson, Bathsheba Garnett, Sarah Stephens, Julian Richings, Wahab Chaudhry, Axtun Henry Dube, Athan Conrad Dube, Vivien Moore, Karen Kaeja, Brandy Leary, R. Hope Terry, Carrie Eklund, Madlen Sopadzhiyan, Paul Kenworthy, Mark Millmna, Andy Volpe, Phillip Wynne, Annawon Weeden, Michael O'Hare, Chris Messier, Ron Young, Nora Messier, Bill Rudder, Grace Duffy, Sophie Bermudez, Corrine Manning, Heather Fisher

Crítica:

Público recomendado: Adultos

Estados Unidos se fraguó con el miedo metido en el cuerpo.

Miedo a los nativos americanos, miedo a los franceses y por su puesto miedo a un Dios vengativo que venía de fábrica de una Europa cada vez más secularizada, obsesiva y desviada del camino original. En este contexto también estaba el miedo al demonio y de rebote a las brujas. Bien conocidos son algunos de los acontecimientos que tuvieron lugar durante aquellos años como los llamados “juicios de Salem”, en los que catorce personas fueron condenadas a la horca por brujería en un hecho, que en realidad, nada tenía que ver con el cristianismo.

En este caldo de cultivo una familia vive aislada cerca de un siniestro bosque. No sabemos qué ha pasado realmente, pero han sido apartados de su comunidad, intuimos que porque algo o alguien desestabilizó el orden de las cosas. Allí, en contacto directo con la naturaleza, un día desaparece sin dejar rastro de forma casi fantasmal el bebé de la familia. Sospechan que lo ha secuestrado una bruja.

La bruja es una cinta de terror aunque escasa en sangre e imágenes horripilantes, lo verdaderamente impactante es lo que va por debajo. Si al principio hablábamos del miedo con el que nació lo que vendría a ser Estados Unidos, el film de Robert Eggers se zambulle en ese miedo para esbozar un retrato bastante aproximado de un terror congénito del ser humano, el miedo a lo desconocido. Esta familia tiene miedo de un continente nuevo pero porque no lo conoce, tienen miedo a Dios pero porque tampoco lo conocen y tienen miedo a su propia familia porque tampoco terminan de conocerse entre ellos.

Robert Eggers se pone por primera vez detrás de las cámaras de un largometraje tras años trabajando como diseñador en el departamento de arte de numerosos cortometrajes. Había dirigido, eso sí, un par de cortos con sus raíces hundidas en el género, Hansel y Gretel y The Tell-Tale Heart, basado en el relato de Edgar Allan Poe. No es de extrañar que Eggers supiera dónde se metía y con quien tenía que vérselas. La figura de “la bruja” ha sido moderadamente explotada en el género de forma seria de modo que al director le quedaba mucho margen para contar su historia.

Cocinada a fuego lento La bruja es una película en donde el terror se va colando poco a poco en nuestro interior. Aunque tiene un par de imágenes realmente turbadoras no hay escenas de sangre ni casquería pero sí un profundo impacto en determinados momentos y conceptos. Al final, la película de Eggers no deja de ser una cinta de terror puro y duro lo que ha disgustado a algunos que pensaban que estaban viendo un ensayo filosófico sobre el miedo y el ser humano. Es cierto que algún apunte hay en este sentido pero que nadie lo olvide, La bruja es cine de terror y por tanto, también cine fantástico.

 

 

Comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad