La visita

Nadie te ama como tus abuelos.

  • Rating

Movie Details

Título original
The Visit
Director
M. Night Shyamalan
Géneros
Terror, Suspense, Misterio
Sinopsis
Una madre decide atender a las peticiones de sus dos hijos y los lleva a la remota granja de sus abuelos, en Pensilvania. Los niños, entusiasmados, empezarán a realizar una búsqueda intensiva por la casa. Sus abuelos, que en principio, parecen adorables, les establecen ciertas reglas que no pueden romper. Los niños, ingenuos, piensan que no pasará nada si se las saltan, hasta que descubran que la pareja está inmersa en algo realmente espeluznante y que en ocasiones, a veces es mejor no saber la verdad.
País
 United States of America
Duración
1 h 34 min
Estreno
10 septiembre 2015
Certificación oficial
PG-13
Reparto
Olivia DeJonge, Ed Oxenbould, Deanna Dunagan, Peter McRobbie, Kathryn Hahn, Celia Keenan-Bolger, Samuel Stricklen, Patch Darragh, Jorge Cordova, Steve Annan, Benjamin Kanes, Ocean James, Seamus Moroney, Dave Jia, Sajida De Leon, Erica Lynne Marszalek, John Buscemi, Richard Barlow, Shawn Gonzalez, Brian Gildea, Shelby Lackman, Jon Douglas Rainey

Crítica:

Público recomendado: Adultos

Tras unos años que mejor sería olvidar (cuatro fracasos consecutivos por no hablar de una serie de televisión que no ha pasado de su primera temporada) vuelve M. Night Shyamalan.

Antaño Rey Midas de Hollywood gracias al éxito de El sexto sentido regresa a las pantallas el que probablemente sea, a día de hoy, el director más odiado en Hollywood. Y lo hace, sospecho, con bastante humildad. A Shyamlan siempre le perdía su ego que por momentos a punto estuvo de eclipsar una película entera, véase La joven del agua.

Pero ahora, sin cameos, sin papeles secundarios, sin épica, sin solemnidad y con la seriedad justa y necesaria para un producto de terror como este, Night Shyamalan nos presenta su última y brillante película. Filmada al estilo found footage, La visita regresa en gran medida a los orígenes del cine de Shyamalan de cuyos parámetros nunca debió haberse distanciado. En un entorno cotidiano y en un núcleo familiar desestructurado dos chavales van a visitar a sus abuelos a los que no han visto nunca. Una pelea con su madre los alejó durante años. Becca (Olivia DeJonge) y Tyler (Ed Oxenbould), cámara en mano, pretenden realizar un documental familiar pero, obviamente, pronto las cosas se vuelven inquietantes.

La visita es la película que Shyamalan debería haber hecho hace casi diez años cuando se estrelló con todo el equipo con La joven del agua. Una película fácil, efectiva y sobre todo, barata. Cinco millones de dólares que en esta ocasión han salido del bolsillo del propio director y treinta que ya lleva recaudados en todo el mundo. ¿Ningún éxito de masas? Estamos de acuerdo, pero los números así sí que salen.

Pese a lo molesto que por momentos puede resultar el found footage no es menos cierto que Shyamalan se las arregla para acercar el formato a su manera de entender el cine y el suspense. Construida casi como una versión moderna de Hansel y Gretel el director de El protegido logra impregnar el largometraje de la suficiente tensión como para tener al público clavado en la butaca durante los 94 minutos que dura el film. Por si fuera poco, la película está salpicada de inesperados y desternillantes momentos de humor que logran eso que a veces es tan difícil en el cine de terror, asustar y al minuto siguiente relajar al respetable con una sonrisa.

Vale la pena no desvelar un detalle más sobre el largometraje, no sería justo. Sin una sola gota de sangre, sin una palabra malsonante y sin una imagen truculenta M. Night Shyamalan consigue elaborar una película imaginativa y tensa. Bien planteada, desarrollada y resuelta, La visita no debería defraudar a nadie, funciona como película de terror al uso y los seguidores del cine de Shyamalan, si es que aún quedaba alguno por ahí, también deberían estar encantados.

 

 

Comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad