Silencio en la nieve

  • Rating

Movie Details

Título original
Silencio en la nieve
Director
Gerardo Herrero
Géneros
Bélica, Misterio, Drama
Sinopsis
Frente ruso, invierno de 1943. El soldado Arturo Andrade y el sargento Espinosa se encargan de investigar un misterioso asesinato mientras la División Azul española del ejército alemán soporta el feroz contraataque del Ejército Rojo.
País
 España,   Lithuania
Duración
1 h 54 min
Estreno
20 enero 2012
Certificación oficial
Reparto
Juan Diego Botto, Carmelo Gómez, Víctor Clavijo, Jordi Aguilar, Gabrielė Malinauskaitė, Sergi Calleja, Rafa Castejón, Francesc Orella, Jorge de Juan, Carlos Blanco, Javier Mejía, Deividas Balinskis, Manu Hernández, Toni Hernández, Adolfo Fernández, Andrés Gertrúdix, Antanas Surgailis, Víctor Novo Rey, Luis Mariano Zamora Cano, Antonio Mora, Jonás Alonso, Alex Spijksma, Felipe Giner, Arturas Nemanis, Alberto Madueño Asencio, Mar Serrano Molina, Reyes Abades

Crítica:

Público recomendado: Mayores 13 años

El Frente ruso en 1943,la DivisiónAzul,  un asesino en serie y una trama a caballo entre el thriller religioso-masonico y el género bélico.

Silencio en la nieve es la última película de Gerardo Herrero (Madrid, 1953) a quien recordamos por Malena es un nombre de tango (1995), Frontera Sur (1998) y El misterio Galíndez (2003). Herrero vuelve a los años 40  para contar una historia de violencia y misterio que se hace entretenida a cambio de poco creíble. Debemos ser justos: ¿quién podría recrear el horror del Frente del Este y narra a la vez una historia policial? Hay demasiada limpieza, demasiado afeitado y demasiado atrezzo nuevo. Falta la realidad pero nos queda la magia del cine así que sigamos adelante.

Los diálogos son fluidos y Carmelo Gómez compensa la poca credibilidad de Juan Diego Botto en un papel de divisionario poco convencido de qué pinta allí. Es una desgracia que cada vez que uno ve a Botto esté viendo a Martín Hache. Lleva representando el mismo papel muchos años: lo hace bien pero cansa. En cambio, la luz y la fotografía sí logran crear cierta atmósfera tétrica que uno puede ver en las imágenes de época conla Wehmachten retirada y los rusos avanzando para ajustar cuentas. Hay un par de imágenes como la de los caballos congelados que merecerían estar en blanco y negro.

Ahora bien, el fondo de la película es bastante superficial. La religión es la fuente de una violencia irracional y allí todos están locos. Por supuesto, ¿cómo va a ser de otro modo en la guerra? Así, de alguna forma, todo se equipara en la locura. El rigor histórico cede aquí ante las necesidades del guión. Sería mucho más difícil narrar esta historia si –en el inmenso espanto de la estepa helada- hubiese que afrontar quiénes fueron los invasores dela URSS, qué pensaban y hasta dónde llegaba el horror profundo de su pensamiento; pero entonces no sería lo que es: una peli de misterio.

Vayan a verla, es entretenida.

Comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad