Una gran mujer (Beanpole)

  • Rating

Movie Details

Título original
Дылда
Director
Kantemir Balagov
Géneros
Drama
Sinopsis
Leningrado, 1945. La Segunda Guerra Mundial ha devastado la ciudad y derruido sus edificios, dejando a sus ciudadanos en la miseria tanto a nivel físico como psíquico. El asedio (uno de los peores de la Historia) ha terminado, la vida y la muerte continúan combatiendo en el desastre que la guerra deja tras de sí. Dos mujeres jóvenes, Iya y Masha, tratan de encontrar un sentido a sus vidas para reunir fuerzas de cara a reconstruir la ciudad.
País
 Rusia
Duración
2 h 20 min
Estreno
20 junio 2019
Certificación oficial
Reparto
Viktoriya Miroshnichenko, Vasilisa Perelygina, Konstantin Balakirev, Kseniya Kutepova, Olga Dragunova, Andrey Bykov, Igor Shirokov, Timofey Glazkov, Nataliya Kutanina

Crítica

Público recomendado: +18

El drama ruso Una gran mujer (Kantemir Balagov, 2019) cuenta la historia de dos mujeres en la posguerra inmediata justo cuando acaba el asedio a Leningrado. Ambas soldados en el frente. Iya (Viktoria Miroshnichenko), larga y blanca, ha vuelto antes que su amiga Masha (Vasilisa Perelygina), y trabaja como enfermera. Cuida al pequeño Pachka (Timofey Glazkov), un niño raquítico, diminuto en comparación con la alta y robusta figura de Iya. Son mujeres dañadas: Iya sufre de ataques que la paralizan por momentos, y Masha parece estar bien cuando en realidad no es así, se concentra con frenesí en tener un hijo, a toda costa.

El verde contiene al rojo, del mismo modo que la fertilidad proviene de que el principio ígneo alberga en él uno húmedo: Perséfone aparece en primavera con la lluvia y el verdor, y siempre retorna al fuego de los infiernos. Balagov, estudiante de Sokurov, inusualmente joven para este carácter profundo y serio (a ver, es ruso), fotografía en tonos verdes y carmesíes la historia de estas mujeres de la guerra en busca de progenie y compañía. Y es que entre las ruinas de la ciudad soviética lo que pulsa en las protagonistas es la voluntad de vivir incluso a costa del sufrimiento y la degradación del otro, en una pugna constante entre el rojo y el verde, los que de tanto horror solo quieren morir y los que, por la misma razón, quieren vivir. “El ascenso de la vida parte del rojo y florece en el verde”, dice Chevalier. En esta cinta esta sentencia se pondrá a prueba.

Una de las escenas más impactantes es un largo plano secuencia cuyas acciones echan a andar la historia. Sin embargo, hay una que representa tan fielmente la condición soviética que no puede dejarse de lado: Pachka está frente a los enfermos y heridos de guerra en el hospital, quienes en juego le retan a que imite a un perro. “¿Cómo va a imitarlo, si no sabe lo que es? A todos se los han comido”, dice uno. Y proceden a ladrar todos, y esperan a que el pequeño los imite, Pachka mientras, los mira sin moverse. No emite sonido: un presagio de la suerte del niño.

Tráiler

Comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad