Venom: Habrá Matanza

  • Rating

Movie Details

Título original
Venom: Let There Be Carnage
Director
Andy Serkis
Géneros
Ciencia ficción, Acción
Sinopsis
Eddie Brock (Tom Hardy) y su simbionte Venom todavía están intentando descubrir cómo vivir juntos cuando un preso que está en el corredor de la muerte (Woody Harrelson) se infecta con un simbionte propio.
País
 China,   United States of America
Duración
1 h 37 min
Estreno
30 septiembre 2021
Certificación oficial
PG-13
Reparto
Tom Hardy, Woody Harrelson, Michelle Williams, Naomie Harris, Reid Scott, Stephen Graham, Peggy Lu, Sian Webber, Michelle Greenidge, Rob Bowen, Laurence Spellman, Little Simz, Jack Bandeira, Olumide Olorunfemi, Scroobius Pip, Amrou Al-Kadhi, Beau Sargent, Brian Copeland, Stewart Alexander, Sean Delaney, Ed Kear, Emma Lau, Louis j Rhone, Christopher Godwin, Tiffanie Thomas, Rocky Capella, Sam Robinson, Greg Lockett, Sonny Ashbourne Serkis, Otis Winston, Vaughn Johseph, Kristen Simoes, Miguel Angel Arreguin, Shaliz Afshar, Reece Shearsmith, Simon Connolly, Rachel Handshaw, Amanda Foster, Akie Kotabe, Eric Sigmundsson, Chabris Napier-Lawrence, Larry Olubamiwo, José Palma, Ashlen Aquila, Jamal Ajala, James D. Weston II, Che Amaro, Joshua Eldridge-Smith, Rosie Marcel, Elliot Cable, Amber Sienna, J.K. Simmons, Tom Holland

Crítica

Público recomendado: +16

 Nos llega la segunda entrega de la saga de Venom, uno de los villanos de Spiderman, de la mano de Sony Pictures y Marvel; creadora de los comics en los que está basada la película. Es bueno recordar que antes de la compra de Marvel por parte de Disney, ya existía un acuerdo previo entre Sony y Marvel, que tuvo que respetarse; parece ser que Sony tiene la obligación de estrenar cada cierto tiempo una película en torno al universo de Spiderman. De ahí, la oscarizada película de animación Spider-Man; un nuevo universo (2019) o Venom (2018), inicio de la saga que nos ocupa.

En este caso la secuela Venom: Habrá matanza, podríamos decir que mantiene el nivel de la primera, es decir, un aprobado muy justito (suspenso para otros muchos); en donde en ocasiones se acierta y en otras no. Aun así la película logra su objetivo de entretener y dar continuidad a una saga que, en buenas manos, bien podría dar un producto más compacto, redondo e interesante. Vale la pena destacar unos efectos especiales muy conseguidos y la aparición de unos secundarios que dan fuerza al personaje principal, a pesar de un guion previsible y algo convencional. Los antagonistas: un siempre talentoso Woody Harrelson  y la nueva villana “Grito”. Aunque algo forzado se agradece el intento de explicar el interior emocional de los villanos; que siempre humaniza y llena de matices la línea que separa el bien del mal.

El personaje de Venom surgió como un antihéroe y supervillano, un extraterrestre sensible simbionte con forma de ameba, semilíquido, que sobrevive mediante la unión con un huésped, por lo general humano. Esta forma de vida “dual” recibe poderes mejorados. Eddie Brock, un periodista dispuesto a ganar fama y reconocimiento, aunque con buen corazón, será su anfitrión. En esta secuela, simbionte y anfitrión ya conviven como si fuera una versión relajada de El doctor Jekyll y señor Hyde, de la novela de Robert Louis Stevenson. La principal diferencia estaría en que ambas identidades conviven tanto existencialmente como físicamente y son conscientes en todo momento la una de la otra. Algo similar a lo que le ocurre al increíble Hulk con el dr. Robert Bruce Banner. Aunque existan diferencias vitales entre estos personajes comparten suficientes similitudes que vale la pena destacar. Pero no es la única referencia de la película, en este caso, los guionistas dejan claro la influencia de Cervantes, en especial, la relación entre Don Quijote y Sancho Panza como otro referente de esta simbiosis tan moderna; en donde el uno aprende del otro. El ser humano, como muestran todos estos arquetipos, es capaz de las grandes heroicidades y también de todo lo contrario.

A nivel técnico y artístico la película tiene su baza fuerte en los efectos especiales. Todo lo demás resulta predecible y poco construido. Aun así se perciben las tendencias narrativas de los últimos años en el universo superhéroes: el lado humano del villano, el lado oscuro del héroe, los secundarios que arropan al héroe y la crisis de identidad. Con todo ello, y aunque las motivaciones de los personajes varían en la segunda parte, el resultado queda convencional y algo forzado. Muy interesante cómo el sonido de las campanas de una iglesia contiene físicamente el mal que llevamos dentro; símbolo que se utilizó en Spiderman 3 (2007), la saga de Sam Raimi.

En definitiva, Venom: Habrá matanza es una historia de superhéroes con un tono cómico y desenfadado que fracasa, aunque aun así, su público tendrá. Nada más que por la referencia a Cervantes requiere una atención especial. Si gustan este tipo de películas, a pesar de sus deficiencias, no se la pierdan.

 

Tráiler

Comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad