31 agosto, 2021

The Undoing

The Undoing

Crítica

Público recomendado: +16

En la miniserie de HBO The Undoing (2020), Grace Sachs (Nicole Kidman) es una prestigiosa terapeuta de Manhattan, hija de un billonario (el veterano Donald Sutherland) y felizmente casada con Jonathan Fraser (Hugh Grant), oncólogo pediátrico. Juntos tienen un hijo, Henry (Noah Jupe), que va a la Reardon School, uno de los mejores colegios de Nueva York. En conjunto, aparentemente, representan un retrato ideal del éxito.

Pocas semanas antes de que Grace publique un libro, la vida de la familia cambia por completo: Elena Alves, la madre de Miguel (Edan Alexander), un niño becado por Reardon, es brutalmente asesinada. Jonathan, que mantenía una aventura con ella, desaparece, convirtiéndose en el principal sospechoso.

Tras la exitosa Big Little Lies, Nicole Kidman vuelve aparecer en una serie escrita y producida por David E. Kelley, basada en el best-seller You Should Have Known (Tú ya lo sabías) de Jean Hanff Korelitz y dirigida por Susanne Bier. Se trata de nuevo de un thriller dedicado a indagar en un crimen y en la vida y psique de mujeres blancas de clase alta, como es el caso de la mencionada Big Little Lies, Gipsy, protagonizada por Naomi Watts o Little Fires Everywhere, con Reese Witherspoon.

A medida que la investigación del asesinato avanza salen a la luz nuevos e inquietantes hechos sobre Jonathan que Grace desconocía. El espectador emprende el viaje de averiguar quién mató a Elena Alves junto a la protagonista, que experimenta sentimientos como la confusión, el dolor y la traición. La trama de The Undoing presenta algunos agujeros e incoherencias, pero atrapa al espectador desde el principio, aportando las suficientes “pistas”, giros y drama para querer saber lo que ocurre en el siguiente capítulo y al final de los 6 que la componen.

A pesar de que Jonathan se revela como un mentiroso que elude la verdad en su propio beneficio y que, como oncólogo infantil, ha desarrollado un “complejo de dios” muy propio de una personalidad narcisista, la serie presenta indicios de que puede no ser culpable. De este modo, surge la sospecha de que debe haber algo más que lo evidente: Jonathan puede estar encubriendo a su hijo, el padre de Grace odia a su yerno, el viudo de Elena estaba despechado, la propia Grace podía saber sobre la infidelidad de su marido…

Gracias al trabajo de su realizadora, The Undoing cuenta con preciosas tomas del ambiente elitista de Nueva York, asimismo, la elección del reparto también juega a favor de la ficción, no solo en el caso de Kidman, Grant o Sutherland, sino también en el de los niños. Sin embargo, la belleza y el talento actoral no sustituye a la perspectiva y a la profundidad, de manera que incluso en el caso de Grace, el personaje no está lo suficientemente desarrollado como para justificar el trabajo de exploración de Kidman.

Por otro lado, este show forma parte de historias como la de la película Pérdida (David Fincher, 2014), en la que un cónyuge se encuentra profundamente afectado por la revelación de que su marido o mujer no era quien creía que era. Este tipo de premisas suelen enganchar mucho y llevan a plantearse si en la vida real las personas llegan al matrimonio con tan escaso conocimiento de las personas con las que se unen.

O si, tal vez, al percibir señales de engaño, instintivamente los seres humanos no ahondan en las dudas por miedo a quedarse solos y ante las dificultades de encontrar a alguien verdaderamente honesto con el que compartir la vida: ¿Merece la pena vivir sin enfrentarse a la verdad?, ¿podemos hacer más por evitar este tipo de decisiones, aunque sea más costoso?

Comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad