Una pistola en cada mano

  • Rating
    No calificada

Movie Details

Título original
Director
Géneros
Sinopsis
País
Duración
Estreno
Certificación oficial
Reparto

Una pistola en cada mano

Público recomendado: Mayores de 16 años

Si tuviéramos que montar un coloquio sobre el hermetismo sentimental del hombre maduro, basado en una película, utilizaríamos el último filme de Cesc Gay, Una pistola en cada mano. El director catalán (V.O.S, Ficcio, En la ciudad, Krámpack, Hotel Room) ha conseguido reunir a una galería de estrellas hispano-argentinas del celuloide a los que ha convencido para trabajar en este proyecto, a pesar de no disponer de una larga carrera detrás de la cámara, pero con prestigio en la dirección de actores, como demuestra en la que nos ocupa.

Esta historia coral, de la que también es guionista Gay, parece un partido de fútbol de exhibición en el que se hubieran juntado gran parte de la selección española con unos añadidos de la albiceleste argentina, porque en la pantalla están Luis Tosar, Ricardo Darín, Javier Cámara, Eduardo Noriega, Leonardo Sbaraglia, Alberto San Juan, Jordi Mollá, entre otros. El plantel mayoritario de relumbrón es masculino, pero su brillo se va apagando poco a poco en los algo más de 95 minutos de metraje, debido al infantilismo emocional, producto de la confusión, con que abordan su vida los personajes a los que interpretan.

Y, como cuestión cotidiana, van apareciendo ante el espectador las vidas de hombres que intentan volver con su expareja para sofocar su soledad; otros que afirman que todo les va fenomenal aun cuando su libido es similar al de un varón de ochenta años; los que se esfuerzan ilusoriamente por reconquistar a su mujer cuando está en brazos de otro; aquellos que se conforman con una amistad superficial por miedo a aparecer como débiles si revelan sus inseguridades ante sus amigos; los que con pocos meses de casados flirtean con una compañera de trabajo a la que nunca saludaban cuando tenía unos kilos de más o los que se colocan el impermeable antidolor para que nada les afecte.

Gay, que ha desvelado que repartió únicamente a cada actor el guión para el que le llamaba, reconoce que los hombres quedan bastante mal en su filme y comprendería que los varones mirasen con recelos su Una pistola en cada mano (“dispuestos a disparar a lo que se mueva”, dice, aludiendo al ansia de conquista masculina) de diálogos dudas a ras de calle.

Alguien pensará que aludo a esto porque soy hombre, pero aparecen mayormente tipos incapaces de comunicar sus sentimientos a sus amigos y parejas respectivas. Ellas sostienen pacientemente sus relaciones y van consiguiendo a duras penas que abran la olla exprés de su interioridad, “controlada”, según los casos, a base de alcohol, pastillas, fútbol y demás ejercicios de relajación.

Aunque el tono es de comedia, agradecemos a Gay su didactismo para llamarnos la atención a quienes nos hemos educado con la engañifa de que “Los hombres nunca lloran”, pero este intento saludable de llamar la atención para que abramos compuertas interiores, deviene en una exposición unilateral masculina y coloca a ellas en una posición incómoda por aguantar esforzadamente a unos “bichos” (el desequilibrio en el guión es evidente) a los que intentan educar infuctuosamente para que se muestren con todas sus heridas y necesidades.

“No seáis ridículos y contaros las cosas entre vosotros”. Frase resumen que dirá el personaje de la siempre portentosa Cayetana Guillén Cuervo y rúbrica del planteamiento cívico-moralista de Cesc Gay para hacernos entrar en razón, que, como dije en un principio, es un exponente muy apetecible para preceder cinematográficamente a un debate y que anuncia un nuevo género que podría llamarse Cinefórum. 

Enrique Chuvieco 

 

Ficha técnica: 

Una pistola en cada mano (España 2012)

Dirección: Cesc Gay.

Interpretación: Ricardo Darín, Luis Tosar, Javier Cámara, Eduard Fernández, Eduardo Noriega, Leonardo Sbaraglia, Alberto San Juan, Jordi Mollà, Candela Peña, Cayetana Guillén Cuervo, Leonor Watling, Clara Segura

Duración: 98 minutos

Género: Comedia.

 

Comentarios

sit leo. pulvinar facilisis ut nec luctus Aenean libero. Sed non elit.